Entre la década de 1980 y 1990 la modalidad educativa a distancia se extendió a las universidades gracias a una explosión de la matrícula de los sistemas educativos, lo que dio inició al proceso de desarrollo de nuevos programas interactivos; materiales de audiocintas, videocintas, radio, televisión y la primera generación de computadoras.

En la actualidad, la universidad abierta y a distancia es la mejor opción  para obtener un desempeño profesional, ya que está dirigida al beneficio de cualquier persona que no pueda asistir a las clases de forma presencial y en horarios pautados, además de fomentar el uso de diversas herramientas tecnológicas que impulsen el desarrollo profesional del estudiante.

Es imprescindible contar con una nueva visión de los roles que desempeñan los tutores y los estudiantes en esta modalidad educativa; puesto que el profesor deja de ser el protagonista para brindarle una mayor atención al alumno, permitiéndole convertirse en elemento activo de su propio proceso de aprendizaje.

La universidad abierta y a distancia está expandiéndose de manera considerable, ya que cada vez son más los estudiantes que deciden cambiar el rumbo del país por medio de una educación de calidad.

Wanda Mirel Solorio García
UTEL Editorial


Licencituras, maestrias y doctorados en linea